sábado, 20 abril 2019
10:22
, última actualización
Local

Una investigación sostenible

El bioquímico Miguel García Guerrero gana el Premio Javier Benjumea.

el 08 mar 2010 / 20:00 h.

TAGS:

Miguel García Guerrero recoge el premio de manos del rector de la Hispalense.

El VII Premio a la Investigación Javier Benjumea Puigcerver recayó ayer en el catedrático de Bioquímica de la Universidad de Sevilla Miguel García Guerrero por un trabajo que, según destacó el jurado, aporta "relevantes contribuciones" en materias como "la metodología de absorción de CO2 o la tecnología para la producción de biocombustibles".

La investigación galardonada lleva por título Desarrollo de procesos de interés industrial, energético y medioambiental basados en microalgas. Éstas son los organismos que emplea García Guerrero para estudiar los procesos de la bioquímica vegetal, como la fotosíntesis, para después aplicarlos al desarrollo de tecnologías o la obtención de productos "de interés medioambiental" como "pigmentos y colorantes", avala el jurado.

García Guerrero desarrolla sus investigaciones en el Centro de Bioquímica Vegetal y Fotosíntesis de la Isla de la Cartuja, una instalación mixta del CSIC y la Universidad de Sevilla.

Las investigaciones sobre fotosíntesis como las que lidera García Guerrero siguen la estela de la semilla plantada hace cuatro décadas por Manuel Losada Villasante, ya jubilado y Premio Príncipe de Asturias de Investigación Científica en 1995.

El tribunal subrayó también que las aportaciones del catedrático de Bioquímica de la Hispalense "son un excelente ejemplo de cómo el conocimiento básico de los problemas en los que está involucrada su investigación da lugar a aplicaciones prácticas de evidente interés comercial".

Según el tribunal, los resultados de sus trabajos se han recogido "en más de un centenar de prestigiosas publicaciones especializadas" y han dado lugar a varias patentes, algunas de ellas licenciadas por empresas españolas". García Guerrero, añadió el tribunal, ha dirigido más de una decena de tesis, es coautor de tres libros y ha escrito capítulos en más de una veintena de obras".

El premio se entregó ayer en un acto celebrado en el Paraninfo de la Universidad de Sevilla, que estuvo presidido por María Luisa García, presidenta del Consejo Social de la Hispalense; Joaquín Luque, rector; y Felipe Benjumea Llorente, presidente de la Fundación Focus-Abengoa.

El Premio de Investigación Javier Benjumea Puigcerver inició su andadura el día 24 de abril de 2003 conforme a un convenio de colaboración firmado por la Universidad de Sevilla y la Fundación Focus-Abengoa. El Premio está establecido para "valorar, explicar y perpetuar la memoria de tan insigne personalidad de la sociedad sevillana, de prestigio indudable y a quien la propia Hispalense tuvo a bien concederle el título de Doctor Honoris Causa".

El I Premio Javier Benjumea Puigcerver fue concedido al físico Miguel Ángel de la Rosa Acosta; en la segunda edición fue galardonado el ingeniero aeronáutico Antonio Barrero Ripoll; el tercero premio recayó en José López Barneo; el cuarto fue concedido al catedrático de Ingeniería Aníbal Ollero Baturone; el genético Enrique Cerdá Olmedo obtuvo el quinto; y el sexto fue para el catedrático de Mecánica de los Medios Continuos Federico París.

  • 1