jueves, 19 septiembre 2019
08:05
, última actualización

Construir o destruir

11 abr 2015 / 13:41 h - Actualizado: 11 abr 2015 / 13:42 h.

Errores han existido durante la Semana Santa, algunos de los cuales hemos perdonado porque quizás no nos acordábamos ya de una Semana Santa tan plena. Evidentemente, hay que luchar contra éstos. Pero empezamos a entrar en una fase preocupante, en la que la crítica deja de ser constructiva y se convierte en destructiva. Pidamos soluciones a los que nos gobiernan, planteemos ideas y lancemos propuestas; pero dejemos atrás la carnaza, hacer sangre de forma interesada o fomentar el daño ajeno. Y con las redes sociales esto empieza a llegar al límite. Se mandan imágenes sin comprobar su veracidad ni sus fuentes. Nadie se para a preguntar si el ex capataz nazareno pillado sin capirote estaba en un sitio habilitado por la propia hermandad para descansar; o por qué esa mujer lanzó las cenizas ante el Cachorro, mofándose la gente de esa señora, incluido algún que otro impresentable costalero que se reía de ello por whatsapp. Imágenes y vídeos vamos a tener todas las del mundo. Siempre pillarán a alguien haciendo algo indecoroso, lo que tampoco es nada nuevo. Y es comprensible que nos pique la curiosidad por verlas. Pero reflexionemos, que no nos sirvan para pelearnos unos con otros, como está sucediendo. Cambiemos las tornas y empecemos: ideas, ideas, ideas... ~


  • 1