viernes, 02 diciembre 2016

El faro del Sevilla

El excelente nivel de N’Zonzi mete prisa al club de Nervión, que quiere renovar al francés

19 oct 2016 / 15:34 h.
  • El faro del Sevilla
    Steven N’Zonzi, durante su presentación con el Sevilla. / Pepo Herrera

Del 21 de agosto de 2015 al 18 de octubre de 2016 van 14 meses en los que el Sevilla ha cambiado tanto que es irreconocible, más allá de mantener buenos resultados en los terrenos de juego. Son los mismos 14 meses que han pasado desde que Steven N’Zonzi abandonara La Rosaleda de Málaga expulsado y con la cabeza agachada hasta que el martes en Zagreb completara su enésimo gran partido con la camiseta del Sevilla. Aquel debut de sevillista en la jornada inaugural fue nefasto: partido gris y expulsión absurda, como evidenciando que aún no sabía de qué rollo iba el fútbol en España. Por si fuera poco, se había perdido uno de los partidos más épicos que se recuerdan en Europa, la final de la Supercopa de Europa ante el Barcelona (5-4) por una salmonelosis. Un comienzo, en definitiva, repleto de adversidades.

En los siguientes partidos que disputó –Unai Emery nunca dejó de confiar en él– N’Zonzi no se ubicaba, pero empezó a cogerle el tranquillo con el paso de las semanas. La mejoría posicional y de lectura del juego de N’Zonzi se trasladó al Sevilla en general. El nivel del francés creció como la espuma y se hizo imprescindible, categoría mantenida en este inicio de la etapa de Jorge Sampaoli. De hecho, las prestaciones del ex del Stoke City se han hecho más imprescindibles aún con el estilo impuesto por el técnico argentino.

N’Zonzi es el eje del Sevilla, donde actúa como faro ineludible del juego de ataque y como sostén del equilibrio defensivo en un equipo con marcado carácter ofensivo. Sampaoli lo utiliza en todos los partidos importantes: sólo rotó en la vuelta de la Supercopa de España –tras el 0-2 de la ida– y en las visitas ligueras a Eibar –tres días después llegaba el derbi– y Bilbao –tres días antes de recibir al Olympique de Lyon en la Champions–. Muestra inequívoca de que sin N’Zonzi, no hay Sevilla de Sampaoli. Con él en el campo el Sevilla sólo fue derrotado por el Barcelona y por el Real Madrid –que necesitó la prórroga en la Supercopa de Europa–.

N’Zonzi, que es el tercer jugador más utilizado por Sampaoli, completó en Zagreb otro partido soberbio. El cuadro andaluz es uno de los equipos de la Champions que más pases da. Lo mismo ocurre en la Liga. El martes, concretamente, dio 846 –771 con éxito, el 91%–. Y en ello es fundamental N’Zonzi, en el top-5 de jugadores más destacados en esta faceta de toda la Liga de Campeones: 223 pases correctos de 242 intentos (92%).

Una de las primeras tareas que quiso cumplir Sampaoli nada más llegar fue la de encontrar el pivote que sustentase su esquema. Poco menos que un Busquets para el Sevilla. La similitud del espíritu del Barcelona con gran parte de las premisas de este Sevilla obligaban a buscar un jugador de características parecidas al internacional español. Sampaoli pronto detectó esa figura en N’Zonzi, cuya cotización está subiendo como la espuma: en breve será internacional con Francia y el Sevilla trata de mejorar su sueldo, ampliarle los años de contrato (2019) y su claúsula (30 millones).


  • 1
Todos los vídeos de Semana Santa 2016