martes, 11 diciembre 2018
08:51
, última actualización
Local

Anticorrupción registra la fundación que presidió Iñaki Urdangarín

El Instituto Noos participó cuando lo presidía el duque de Lugo en un evento de fomento deportivo cuyos gastos millonarios no se justificaron.

el 07 nov 2011 / 17:59 h.

TAGS:

La Policía Nacional registró ayer una sede del Instituto Noos en Barcelona, cuyo presidente fue el duque de Palma y marido de la infanta Cristina, para investigar el presunto desvío de 2,3 millones de euros por parte del expresidente balear Jaume Matas precisamente en la época en la que lo encabezaba Urdangarín.

El juez instructor del caso Palma Arena, José Castro, mantiene imputados al fundador de la entidad dedicada al mecenazgo, Diego Torres, al director general de Deportes en la última legislatura balear del PP, José Luis 'Pepote' Ballester, y del exgerente del Instituto Balear de Turismo (Ibatur), Raimundo Alabern, informaron fuentes judiciales a la agencia Europa Press.

Ballester y Alabern firmaron dos convenios entre Ibatur y la Fundació Illesport con Noos por 1,2 millones de euros en 2005 y 1,1 millones en 2006 cuyo destino no ha sido justificado.

El gobierno balear abonó a Nóos, a través de la Fundació Illesport y el Ibatur, 2,3 millones de euros para un evento de promoción deportiva que duró tres días -entre el 22 y el 25 de noviembre de 2005-.

Son unos hechos investigados en la pieza número 25 del complejo caso Palma Arena, que investiga el presunto desvío de más de 50 millones de euros públicos durante la construcción del velódromo de Palma de Mallorca entre 2005 y 2007.

El imputado Torres, quien sucedió a Urdangarín al frente de Nóos después de que el duque de Palma abandonase el cargo -y que el diario digital elpaís.com sitúa como mano derecha del duque de Lugo-, manifestó que los trabajos para los que se destinaron los fondos públicos se llevaron a cabo, y por tanto se cumplió la pretensión de los dos convenios firmados para el foro que investiga el juez.

Asimismo, el rotativo nacional sitúa en el círculo de amigos del cónyuge de la infanta a Ballester -que en su día fue competidor olímpico de vela- y sitúa la paternidad intelectual de este evento deportivo de 2005 en el propio Urdangarín y en el expresidente balear de entonces, Jaume Matas, el principal imputado por el caso Palma Arena y conocido fuera de las Baleares por el palacete que adquirió en Palma en los años de lujo y que este mismo año embargó un banco al no poder pagar los intereses de la fianza el expresidente.

El caso Palma Arena salió a la luz en 2008, un año después de la construcción de este velódromo, la obra estrella del campeonato de ciclismo en pista de 2007 y que inauguró el tenista Rafa Nadal enfrentándose a Roger Federer. Anticorrupción indaga desde entonces por qué una instalación deportiva presupuestada en 48 millones de euros acabó construyéndose por 90. El caso acabó siendo la tumba política de Matas, quien está aún pendiente de juicio por hasta 12 imputaciones diferentes.

  • 1