sábado, 23 marzo 2019
18:00
, última actualización
Local

La hostelería y los límites del descanso

El Presidente de la Patronal Andaluza de Hostelería, José Manuel Ledesma, anunció ayer la intención del colectivo de solicitar a la Consejería de Gobernación de la Junta que amplíe "al menos una hora más" el horario de apertura de los bares, restaurantes y discotecas de la comunidad con el objetivo de compensar la caída del consumo, que ha sufrido un importante descenso sobre todo a partir del último trimestre del año.

el 15 sep 2009 / 20:41 h.

El Presidente de la Patronal Andaluza de Hostelería, José Manuel Ledesma, anunció ayer la intención del colectivo de solicitar a la Consejería de Gobernación de la Junta que amplíe "al menos una hora más" el horario de apertura de los bares, restaurantes y discotecas de la comunidad con el objetivo de compensar la caída del consumo, que ha sufrido un importante descenso sobre todo a partir del último trimestre del año.

Animados por el éxito de la medida de adelantar las rebajas para las pymes, los hosteleros pretenden paliar en parte sus pérdidas cerrando más tarde, de ahí que hayan pedido a la Junta una reforma de la legislación. Por ello, retomarán los contactos este mismo mes para detallar cómo se arbitraría la medida en función de cada modalidad de establecimiento. El sector servicios y del turismo es de los que mejor está aguantando la crisis, según la patronal del sector, porque se están moderando los precios para no perder clientela, aunque ya buscan soluciones alternativas para compensar la caída del consumo que se prolongará durante 2009.

La Junta de Andalucía, que fue sensible con los comerciantes al permitir adelantar las rebajas, tiene aquí, sin embargo, escollos de más difícil resolución. Es lógico que los establecimientos demanden una mayor flexibilidad en los horarios de cierre para poder compensar sus pérdidas, pero en el caso de los bares, sería necesario adecuarlo a la ley antibotellona.

Además, la ampliación del horario de cierre -que entre semana se sitúa en las dos de la madrugada- colisiona directamente con el derecho al descanso de numerosos vecinos, que podrían sufrir las consecuencias de la ampliación de la actividad nocturna de los negocios hosteleros. La Junta debe ser sensible en tiempos de crisis a las reivindicaciones de los colectivos empresariales que lo están pasando mal, pero las ayudas no pueden ser a costa de las leyes vigentes ni, por supuesto, al derecho al descanso de los ciudadanos.

  • 1