domingo, 21 abril 2019
14:06
, última actualización
Local

Los juzgados reciben menos casos pero no rebajan el atasco

Los casos pendientes crecen por el atraso acumulado, que resulta "crítico" en la Primera Instancia

el 13 abr 2011 / 19:01 h.

TAGS:

El presidente del TSJA, Lorenzo del Río, que se estrena en la presentación de la memoria anual tras asumir el cargo a final de año

En 2010 se rompió la tendencia de los últimos años en los que a los juzgados andaluces llegaban cada vez más y más casos. El año pasado los 1,9 millones de asuntos ingresados supusieron un ligero descenso, del 1%, respecto a 2009. Pero la saturación que vienen arrastrando impidió que, pese a que el índice de resolución creció un 2%, se redujeran los casos pendientes. Así, los tribunales andaluces acabaron el año con 603.667 asuntos sin resolver, un 6% más que en 2009. El colapso se ha convertido en "un mal casi endémico", según reconoció ayer el presidente del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), Lorenzo del Río, durante la presentación de la memoria anual del Alto Tribunal andaluz.

El informe alerta especialmente de la situación de los juzgados de Primera Instancia, responsables de las ejecuciones hipotecarias, embargos o reclamaciones de deudas, que en los últimos tres años debido a la crisis han llegado "a un punto crítico" con un aumento de litigios "de forma alarmante" que está "saturando" esta jurisdicción. La crisis también se ha notado en los juzgados de lo Social, donde ingresaron 66.825 asuntos, el 42% reclamaciones de cantidad, un 28% despidos y solo un 1% conflictos colectivos.

En general, todas las jurisdicciones han crecido en causas pendientes salvo en los juzgados de Violencia de Género y de Menores. Del Río apeló ayer a la necesidad de "educar" a la sociedad para un "uso racional" de la justicia y evitar su "sobreutilización" y la "litigiosidad artificial". Abogó por reformas legislativas -ya en marcha- que limiten los recursos y por potenciar la mediación.

El mayor incremento se ha registrado en los doce juzgados Mercantiles (36,39%), donde se registraron 813 concursos de acreedores entre los 8.887 asuntos, y los 13 de Vigilancia Penitenciaria (50%), que atendieron a una población reclusa de 18.112 interna, sobre todo en cuanto a trabajos en beneficio de la comunidad y permisos de salida. Los juzgados de lo Penal también acabaron el año con 26.126 casos pendientes, un 18,79% más que el año anterior, pero el TSJA alerta sobre todo del volumen de ejecutorias en trámite, 67.201, "cifra altamente preocupante y que exigirá inmediatas medidas de refuerzo".

El Alto Tribunal incide en la necesidad de avanzar ya en el despliegue de la oficina judicial y en comenzar por los servicios comunes de ejecutorias, cuya implantación piloto prevista en Sevilla se paralizó. Subraya la necesidad de reordenar los recursos personales existentes y en avanzar en el uso de las nuevas tecnologías en detrimento del papel durante los procedimientos.

En este sentido recuerda que en febrero de 2009 se implantó como experiencia piloto el sistema Lexnet que permite presentar escritos y documentos procesales, copias y realizar actos de comunicación por vía telemática. El año pasado se extendió a todos los juzgados de primera instancia de Granada y algunos de Jaén y Sevilla pero a juicio del TSJA "no debería" acabar 2011 sin generalizarlo. También en 2009 la Junta cedió un sistema de gestión para la tramitación de expedientes, reuniones y acuerdos de forma digital que el TSJA se compromete a impulsar de nuevo tras quedar paralizado ante la gran cantidad de incidencias.

Faltan 21 juzgados pero solo uno en Sevilla

El año pasado, la Junta acordó crear 13 juzgados y siete se retrasaron de diciembre de 2010 a junio de 2011 por la crisis. Este año, el TSJA ve necesarios 21 (11 de primera instancia). En Sevilla, donde el decano reclamó casi 50, solo propone uno de lo social en la capital y uno de primera instancia en Alcalá. Se vuelve a apostar por los jueces volantes (9) con destino variable según donde hagan falta.

La libertad vigilada se impone para los menores

En 2010 fueron enjuiciados 7.628 menores, la mayoría (el 69%) con edades comprendidas entre los 16 y 17 años. En el caso de los condenados, la libertad vigilada se impuso en el 35% de los casos, la prestación de servicios a la comunidad en el 17% y el internamiento en régimen semiabierto en el 10%. Sin embargo, como medida cautelar previa se impuso más el internamiento (43%) que la libertad vigilada (35%).

Buen trato de los jueces pese a la sobrecarga

En su memoria, el TSJA advierte a los jueces de que "la sobrecarga de trabajo" que padecen los jueces "no debe mermar el trato adecuado" al ciudadano que acude a la justicia. Y lo cierto es que en 2010, las quejas por el trato recibido en los tribunales bajaron un 2%, rompiendo la tendencia de años anteriores. Así, en Andalucía se recibieron 1.779 quejas, el 13% del total registrado a nivel nacional.

Faltan jueces y sobran funcionarios inexpertos

La memoria reseña que Andalucía, como el resto del país, tiene una de las tasas más bajas de jueces por habitante y llama la atención sin embargo sobre la mala distribución de funcionarios, con destinos donde sobran como las Audiencias frente a la escasez en juzgados de pueblos. Incide en la falta de formación de los funcionarios, sacados de los servicios de empleo y sin especialización.

 

  • 1