domingo, 19 mayo 2019
16:27
, última actualización
Los medios y los días

Betis: ilusión asesinada

25 abr 2019 / 08:12 h - Actualizado: 25 abr 2019 / 08:14 h.
  • Los jugadores del Betis, el mexicano Andrés Guardado (i) y el brasileño Junio Firpo, a la finalización del encuentro. EFE/Kai Försterling.
    Los jugadores del Betis, el mexicano Andrés Guardado (i) y el brasileño Junio Firpo, a la finalización del encuentro. EFE/Kai Försterling.

Los responsables de que el Betis esté siendo humillado una y otra vez han asesinado con su dejadez y omisión algo mucho más importante que un éxito deportivo. Han matado la ilusión de decenas de miles de socios y de millones de seguidores. Teniendo en cuenta que el ser humano no puede vivir sin ilusiones –o al menos le resulta muy trabajoso tirar para adelante sin ellas- lo que han hecho con el Betis es un crimen de lesa gravedad y más en un mundo tan cruel como el actual.

Cuando los abusos laborales están a la orden del día, cuando el ser humano es un mero objeto de usar y tirar, cuando se pisa su dignidad una y otra vez, cuando se ha dado cuenta de que al llegar las elecciones deberá elegir entre lo malo y lo menos malo, cuando hay que trabajar por encima de las fuerzas para poder intentar llegar a final de mes, cuando hay que unir los dos sueldos de la pareja para sobrevivir, cuando una pareja que tenga sólo un par de hijos y un hogar se las ve y se las desea para abarcar todo el quehacer que se desprende de hijos y hogar, cuando ni siquiera hay vida conyugal o existe en una mínima proporción porque primero son los niños y el trabajo, cuando las máquinas se comen el trabajo humano cada día, cuando los jóvenes carecen de horizontes laborales, cuando gracias a las pagas de los abuelos y del Estado se puede sobrevivir, cuando no hay ya valores espirituales, cuando la sociedad digital de la comunicación es muy útil pero ha separado a las familias, cuando te meten en la cabeza que sin consumir no eres nada y sin embargo no se tiene poder adquisitivo, cuando el mundo está hecho una mierda a pesar de haber llegado al siglo XXI pero la gente muere y sufre de forma exagerada y el planeta está siento envenenado, tener una ilusión llamada Betis, llegar un domingo y ver un paisaje con dos colores psíquicamente sosegadores como son el verde y el blanco, eso es algo totalmente necesario, un oasis en un desierto desalentador.

Los empresarios y el cuerpo técnico del Betis están ahí para saber eso, no solamente de números y goles que ya no sé siquiera si entienden de ese tema. No comprendo por qué un hombre de personalidad y carácter como Serra puede aguantar que le echen por tierra su trabajo unos incompetentes, no entiendo cómo un hombre que le ha echado horas y horas a su trabajo no salta y pone el grito en el cielo, a veces tanta diplomacia da asco porque, al Betis, ya “de perdidos al río”. Y Joaquín, menos chistes, si tanto quieres al Betis que renunciaste a la pasta que te iban a dar en Florencia, levanta la voz, cojones, y que se te unan los otros futbolistas con peso a los que el tal Setién no deja desarrollar sus virtudes.

A ver si alguien da la cara y los béticos se dan cuenta de que hay quien atiende su clamor. Coño, Serra, ponte el chándal y aunque sea unos partidos que los béticos se aseguren que los jugadores no son los culpables de que un mediocre entrenador los haya jodido cortándoles las alas, defiende tu trabajo, demuestra que puede que valga la pena mantener la ilusión para el año que viene aunque tengas que vender una pléyade de futbolistas que te van a quitar los que entienden de verdad de fútbol y saben que hay valores en el Betis sin explotar ni poder moverse a gusto en el campo. Y harán bien en irse todos los que puedan.

Escribo nada más terminar el partido. Aguardo movimientos aunque Setién tenga la osadía de decir que le asombraría que prescindieran de sus servicios. ¿Este hombre vive en la realidad o es un irresponsable? ¿Se ha enterado de en qué club está? ¿Se han enterado los que lo han dejado ahí?


  • 1