lunes, 14 octubre 2019

Real Betis: de una gran deuda a un gran presupuesto que permita soñar

El club quiere caminar con paso firme hacia los 100 millones de presupuesto. Su crecimiento invita a sus rectores a pensar en disputar competición europea a corto plazo

05 oct 2016 / 08:00 h - Actualizado: 03 oct 2016 / 18:48 h.
  • El Benito Villamarín ronda los 35.000 espectadores de media, bastantes más en los partidos más significativos. / Inma Flores
    El Benito Villamarín ronda los 35.000 espectadores de media, bastantes más en los partidos más significativos. / Inma Flores

El Real Betis Balompié camina con paso firme y dispuesto a recuperar el tiempo perdido para responder a las expectativas de una afición que continúa siendo su principal activo. Atrás queda la época en que ésta tuvo que ver a su equipo fajarse en la división de plata y sumido en una delicada situación económica que incluso puso en riesgo el futuro de la entidad. Hoy en día, el club de Heliópolis ha pasado de arrastrar una gran deuda a regirse por un gran presupuesto, fruto de una gestión que está consolidando a la institución en la máxima categoría del fútbol español y está decidida a volver a convertir a su equipo en protagonista.

Uno de los síntomas más significativos de que la salud económica del Betis continúa mejorando es la imparable reducción de su deuda concursal, que ascendía a 90,66 millones de euros cuando entró en concurso de acreedores, en 2011. A finales del pasado año, coincidiendo con la celebración de la última Junta General de Accionistas, la deuda había bajado a 16,54 millones (con hasta catorce años para termibnar de saldarla).

Ángel Haro, presidente del club, expuso la pasada semana su plan estratégico para los próximos cinco años. El objetivo es pasar de los 65-66 millones de presupuesto de esta temporada a 100 millones en tres años. «Al final, con eso tendremos mejores jugadores y plantilla y podremos competir más alto. Queremos estar entre los cuartos y los séptimos de España. En tres años ya estaremos en 110 millones, pero va a depender de cómo nos comportemos deportivamente. Los 100 millones serán una realidad si hacemos las cosas medianamente bien. En lo deportivo estaremos luchando por los puestos europeos ya en la próxima temporada», dijo Haro.

El Betis ronda los 45.000 socios y la pasada temporada registró una media de asistencia por partido superior a los 35.000 espectadores, si bien ingresó por taquilla menos dinero que otros clubes con menos abonados o peor promedio de asistencia debido a los precios. En cualquier caso, la gran fuente de ingresos, como para el resto de clubes, no es otra que los derechos de televisión. En el caso de la entidad verdiblanca, el montante ronda los 50 millones de euros por temporada.

En la actualidad, gracias al nuevo modelo de reparto de los ingresos televisivos, estar en Primera División es clave a la hora de sustentar un proyecto sobre pilares sólidos. Eso sí: a la espera de que la pelotita entre, porque si no es así... El fútbol, por brillante que pueda ser la gestión empresarial, siempre tendrá una relación directísima con el rendimiento deportivo del equipo sobre el césped. Por ello, las estructuras –a todos los niveles y en todos los departamentos– deben ser lo suficientemente buenas como para no encomendarse exclusivamente a los que hagan los futbolistas. En este sentido, el crecimiento del Betis en los últimos tiempos es un hecho. El club ha dado un giro importante y para bien, hasta el punto de que ese deseo de situar al equipo entre los mejores está respaldado por la gestión empresarial de sus rectores. Todo ello sin olvidar los litigios con Manuel Ruiz de Lopera, expresidente y accionista, pendientes de resolver.

En el Betis, unos 180 empleados deportivos y no deportivos mantienen una vinculación contractual directa con la entidad, mientras que aproximadamente un centenar pertenece a otras compañías que prestan sus servicios de forma periódica. Todo ello con el fin de que el club siga creciendo a todos los niveles, algo de lo que también se benefician otros. Así, por citar un ejemplo, los locales de restauración ubicados en el barrio de Heliópolis duplican de media su recaudación los fines de semana que hay partido de competición oficial. Que el Betis crezca es una buena noticia para el Betis pero también para otros sectores relacionados directa o indirectamente con él.


Todos los vídeos de Semana Santa 2016