lunes, 21 septiembre 2020
22:05
, última actualización
La aventura del misterio

El “misterio” de la ‘Virgen de la Bola de Luz’

Cuando el fraude se perpetra en nombre de la fe. Uno jóvenes fueron testigos del sobrenatural y magno acontecimiento...

05 abr 2020 / 06:00 h - Actualizado: 05 abr 2020 / 06:00 h.
"Construcción","Periodismo","La aventura del misterio","Viajes","Hoteles","Fraude","Canal Sur","Juego"
  • El “misterio” de la ‘Virgen de la Bola de Luz’

En el paraje conocido como “Veguetas de las Revueltas”, en Pedrera a más de 100 kilómetros de la capital andaluza, y en dos ocasiones a lo largo del día las jóvenes fueron testigos del sobrenatural y magno acontecimiento... Al contar su historia en el pueblo el lugar se tornó rápidamente en centro de peregrinación de toda la comarca, de fieles, de creyentes y de vividores...

Le cuento algo a modo de crónica de unos hechos: Carmen L., decidió un buen día y aprovechando la aparición pues que la Virgen debía parecerse en esta localidad nuevamente y a su persona y difundió la noticia entre los lugareños que la Virgen María había elegido su coqueto pueblo para anunciarles un importante mensaje. La vidente decía ver a la Virgen y sufrir los estigmas en los mismos lugares que los sufrió Jesucristo en el Calvario. Entre este halo de misterio y emoción se empezó a correr la voz de la aparición de la Virgen en el lugar ante la vidente Carmen L... y la Sevilla devota y mariana acudió a ser testigo del milagro...

No pasó demasiado tiempo cuando ya tenía con el alma en vilo a toda la comarca esperando con ansiedad la fecha y hora del mensaje. Por supuesto que la intermediaria entre la Virgen y los fieles creyentes se frotaba las manos con el circo que estaba montando. El tiempo comenzó a pasar y la impaciencia de las buenas gentes se empezaba a crispar. Se estaba creando el ambiente óptimo para dar pasó a la aparición y mensaje, y después...

Al fin se anunció la fecha del mensaje, ese día y en el lugar especificado (un paraje de poca importancia con algunos árboles cercanos) apareció la vidente con unos pocos de cercanos amigos ya fieles creyentes de la Virgen de Pedrera, más que fieles eran convencidos fieles de la aparición...Una vez allí la vidente se arrodilló y comenzó a rezar un larguísimo rosario que sería el preámbulo del mensaje celestial...Tras unos instantes y tras un amago de desfallecimiento comenzó a hablar: "Hijitos míos, estáis aquí reunidos para adorar a la Virgen María, estoy contenta de que estéis aquí ante mí, el mundo ha perdido la fe y juntos la recobraremos..." decía la “Virgen” entre largas pausas y hondos suspiros...

Sería un primer mensaje preliminar, más tarde anunciaría que: "deseo que aquí esté mi casa" y tras esto el mensaje se difuminó. La vidente comenzó respirar forzadamente hasta que sucumbió al agotamiento y perdió el conocimiento o hizo que lo perdía. Todo esto recordar la disección de este fenómeno que realizó el investigador onubense Moisés Garrido en "Apariciones Celestiales bienes terrenales". Todo ya resultaba demasiado familiar...

Entre los fieles creyentes de la Virgen de Pedrera encontrábamos a Carmen Rodríguez y Carmen Borrego, esta buena mujer no tardó en ser una de las incondicionales de la "vidente" Carmen L. y acompañarla allá donde esta fuera. Carmen tenía y tiene una situación económica desahogada y no le importó ayudar a la Virgen a través de esta señora... Pero pronto la "Virgen" comenzó a pedir extraños y costosos viajes para su vidente, buenos hoteles, ropas, donaciones importantes y demás... "todo era bueno si lo pedía la Virgen" nos comentaba Carmen.

La cosa se comenzó a complicar cuando la vidente exigió por "mandato celestial” la construcción de una iglesia - ermita en Pedrera. Y bajo esta premisa se comenzó a buscar los terrenos donde se edificaría la Iglesia. Tras mucho buscar el lugar idóneo y convencer a nuestra Carmen de que debía ser una de las patrocinadoras de la construcción pedida por la Virgen se encontraron con la negativa del propietario a vender el consabido terreno. Por esas fechas ya se comenzaba a rumorear por Pedrera del carácter fraudulento de la vidente y de sus reales intenciones “altruistas”... Los rumores llegaron a oídos de la vidente y decidió que la “Virgen” ya no iba a aparecer más por Pedrera y la trasladó por las buenas a la localidad sevillana de Estepa...

Carmen Borrego se alarmó por la decisión de la Virgen pero fue debidamente calmada y aleccionada sobre la conveniencia de tal traslado. Una vez en Estepa el circo continuó y se buscó un coqueto lugar para edificar la ermita, pero cuando ya se estaba a punto de desembolsar el millón y medio del solar les llegó el aviso de que el lugar elegido en cuestión no era apto para edificar por lo que Carmen "La Vidente" se quedó de nuevo sin solar.

Tras mucho buscar el lugar idóneo -nuevamente- Carmen le “ofrece” un solar de su propiedad para "La Vidente" y la Virgen. Así le cedió un buen trozo de tierra heredado de su padre y le construyó allí una bonita vivienda costeada de su propio bolsillo. Previamente se obligó a la devota Carmen a firmar un documento de venta (a coste reducido) a favor de Carmen L. ("La Vidente") por el cual, obviamente, se renunciaba a los derechos sobre aquel terreno y lo edificado en él. Tras todo ello el "show" continuó y no tardó mucho en pedir un solar de unos mil metros cuadrados junto a la vivienda para construir la ermita -ya que allí lo que se había construido era su casa-. Ya esto comenzó a molestar a Carmen y se descubrió la verdadera verdad de éste caso.

El “misterio” de la ‘Virgen de la Bola de Luz’

"La Vidente" arrastraba desde hacía tiempo una larga pugna familiar por una casa en Pedrera con su hermano, al verse despojada de la casa se propuso seriamente y empecinadamente en poseer una gran casa que superara al origen de dicha disputa familiar y con este convencimiento se decidió a explotar su vena de actriz a costa de mensajes celestiales y a obligar a Carmen Borrego para conseguir su objetivo final: la casa. Aunque tampoco contaba la vidente con el número de seguidores que podría llegar a tener gracias a la “Virgen”

Hubo una tremenda disputa por los terrenos aledaños a la casa "cedida" pero parece que en este caso la "virgen" no tiene nada que hacer contra la Justicia española que incluso parece dispuesta a devolverle a casa extorsionada a su original propietaria. El crédito se le ha acabado a Carmen L. en Pedrera y lo mejor estaría aún por llegar...

Carmen Borrego denunció su caso ante las cámaras de Canal Sur Televisión y perdió el miedo a las posibles represalias de la Virgen y de "La Vidente".

Ante el cariz tomado por los acontecimientos sucedió algo imprevisible: la Virgen se presentaría a los fieles devotos en el lugar indicado por la vidente como garante de la autenticidad de la aparición. Y así, efectivamente, en las noches indicadas por Carmen L., la Virgen se aparecía ante la atónita mirada de la “feligresía” que pasó a bautizarla como la “Virgen de la Bola de Luz”.

Uno no puede reprimir la risa y ganas de denunciar el caso una noche en la que estando en la “propiedad” de Carmen “la vidente” se puedo con unos prismáticos de visión nocturna el auténtico origen de la aparición: era una persona con una sábana cubriéndole y un farol con un filtro rojizo que movía etéreamente... todo era un fraude pero rodeado de “fieles devotos” aquella noche... ¿Quién lo denunciaba?

El caso acabaría por ser totalmente descubierto cuando en un programa de Antena 3 Tv (“Al Descubierto” de El Mundo Televisión), y contando con la presencia de varios seguidores de la “Virgen de la Bola de Luz” y de Carmen L. -como Magdalena, una fiel y ciega devota- , se denunciaba el caso de las apariciones de “El Higuerón”, lugar donde Carmen ponía en juego todo su saber y arte de escenificación... A lo largo de tres horas se vio un pulso en el cual los investigadores y periodistas Jesús Torbado o Enrique de Vicente junto a otros profesionales del periodismo ponían en jaque y desmontaban el caso aparicionista.

Pero el golpe definitivo se da cuando las cámaras de televisión pillan “in fraganti” a Carmen L. disfrazada de “Virgen” aparecida con el farol bajo en sus manos... en una tremenda carrera de cámaras y vidente esta tropieza y cae, momento en el cual la cámara recoge y atestigua con imparcialidad mecánica que todo en Pedrera es un fraude... El marido se afana en cubrir la zona con una colcha pero ya se ha perdido todo... la filmación causa un tremendo impacto y el ridículo de la actuación de la vidente y sus seguidores se pone de manifiesto.

Su caso es conocido por toda España y la credibilidad está perdida pero pese a todo ello aún existen los seguidores de la “Virgen de la Bola de Luz”, pocos, cierto, pero este mismo caso se repite con diferentes protagonistas en muchos puntos de nuestra geografía. Es la muestra de la picaresca humana que no entiende de creencias cuando se relaciona con los intereses económicos personales.

La Fe es terreno abonado para la fácil extorsión de generosos y fieles creyentes que caen con demasiada facilidad en las garras de estos artistas del timo en comunión con la fe mal entendida... El fraude sigue y seguirá vivo mientras existan personas que cegadas por sus creencias no sepan distinguir la Verdad del engaño, y es que a veces la Fe es un grueso velo que no nos deja ver lo evidente..


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016