«El Médico» arranca su gira en Sevilla homenajeando a Noah Gordon

El musical, basado en la novela homónima y producido por beon Entertaiment, levantó al público de sus asientos en la primera de sus funciones. Número 1 de la crítica y Mejor Musical Broadway World 2019, podrá disfrutarse en el Cartuja Center Cite hasta el 2 de enero

23 dic 2021 / 09:12 h - Actualizado: 23 dic 2021 / 10:17 h.
"Críticas","Musical"
  •  Una escena de ‘El Médico’. / Fotografía Nacho Arias
    Una escena de ‘El Médico’. / Fotografía Nacho Arias

En Sevilla gusta lo bueno. Ya sea un partido de la Selección, una ópera en el Maestranza o un concierto de Manuel Carrasco, cada vez que los sevillanos ven anunciado un evento de categoría, allá que acuden en masa. Ocurrió recientemente en FIBES con el último espectáculo de la Film Symphony Orchestra, un conjunto que cada vez que pisa la ciudad logra congregar a tres mil personas, y ha vuelto a pasar con El Médico, musical que ya tuvimos ocasión de disfrutar en este mismo escenario —el Cartuja Center Cite— en versión sinfónica en 2018, y que ahora retorna por todo lo alto. Y decimos «por todo lo alto» porque, si en aquella ocasión ya nos deslumbró su preciosa partitura y sus brillantes interpretaciones, ahora consigue hechizarnos en base a su altísimo nivel de producción, que era lo único que le faltaba para ser un montaje perfecto. La prueba está en que en los últimos tres años y medio, el musical ha ido creciendo exponencialmente, tanto a nivel técnico como humano, dando como resultado una lluvia de premios —solo en Madrid ha sido visto por más de 250.000 espectadores y se ha alzado con el galardón a Mejor Musical Broadway World 2019— y enormes elogios por parte de la crítica y el público. Por esa razón, que sus responsables hayan elegido Sevilla como punto de partida de la gira no es casualidad, pues si en aquellas cuatro primeras funciones sinfónicas el público hispalense respondió de manera entusiasta, esta vez no iba a ser menos; de hecho, tras un primer pase repleto de público —el espectáculo arrancó ayer miércoles 22 de diciembre en la Isla de la Cartuja y continuará representándose en el Cartuja Center Cite hasta el 2 de enero—, todo apunta a que hará una espléndida taquilla antes de dar el salto a Almería (del 13 al 16 de enero) y Córdoba (del 20 al 23 de enero). Más adelante, El Médico, El musical visitará Murcia, Jaén y Cádiz.

«El Médico» arranca su gira en Sevilla homenajeando a Noah Gordon

Una producción de lujo

¿Y cuáles son las claves de este espectáculo, considerado una de las mejores producciones de la década en España? Como ya hemos mencionado, todo arranca con la partitura, compuesta por un inspiradísimo Iván Macías —él también se ocupa de la dirección musical—, la cual va aparejada al atinado libreto de Félix Amador —no era tarea sencilla adaptar una novela de Noah Gordon, y mucho menos El Médico, de ahí el mérito de este escritor—. Ambos consiguen, de inicio, crear los cimientos del espectáculo, el cual, como un rascacielos de lujo, se irá levantando poco a poco y con un denodado esfuerzo, hasta alcanzar las nubes del triunfo. En ese proceso hay que mencionar necesariamente a José Luis Sixto, primer director del montaje, quien supo pilotar la nave nada más comenzar la aventura, y por supuesto al elenco original que se dejó la piel en cada una de las funciones que se realizaron desde 2018. Luego se irían sumando, de cara a la gira, nombres como Dario Regattieri en la producción ejecutiva —lleva más de 25 años trabajando en la industria de los eventos y la comunicación—, Ignasi Vidal en la dirección artística —es una de las grandes figuras del género musical en España—; Josep Simón y Eduardo Díaz en el apartado escenográfico; Amaya Galeote en las coreografías; y Felipe Ramos en el diseño de iluminación. Equipo que se completa con Pablo Santos en la dirección técnica, Gerónimo Rauch en la dirección vocal, Carlos Lázaro y Sofía Siveroni en la dirección de casting, Alejandro Martín en el diseño de sonido, y Marietta Calderón en la dirección de vestuario —el diseño de las más de 300 piezas que utiliza el reparto lleva la firma de Lorenzo Caprile—.

Voces prodigiosas

Pero de nada serviría el trabajo de este sensacional equipo si no fuese por la entrega de su correspondiente artístico, donde sobresalen Guido Balzaretti como Rob Jeremy Cole —el joven aspirante a galeno—, Cristina Picos y Alba Cuartero como Mary Cullen —el gran amor de Cole—, Josean Moreno en el papel de Barber —es el único actor que ha interpretado al cirujano desde que arrancó la aventura en 2018—, Alberto Vázquez dando vida al maestro Avicena —gran dominio del tempo en cada aparición—, y Enrique Ferrer como el Sha de Persia —todos los artistas cantan prodigiosamente, pero la voz de este último es de otro planeta—. A estos intérpretes, cuyo oficio quedó demostrado para disfrute del respetable, se suman otros dieciséis, y por supuesto los músicos, los cuales, por protocolo covid, no pudieron mostrar su rostro hasta el saludo final. Todos completan una terna que consigue que cada escena sea un verso con el que emocionarse, y cada canción un suspiro que salvaguardar en nuestra memoria. Desde El diablo en Londres, el vibrante prólogo con el que arranca el montaje, a Isfahán, que preludia el final del primer acto. Tras el descanso, el telón se levanta con una rotunda pieza, Los estudiantes, a la que siguen estampan que nos elevan tanto o más que en el primer acto; completándose con la esplendente La ciudad gris, con la que se pone el punto y final de manera brillantísima.

Escrito en las estrellas

Se da la circunstancia de que la función del 22 de diciembre en Sevilla es la primera que se realiza tras la muerte de Noah Gordon —falleció el pasado 22 de noviembre—, por lo que tanto el productor como el compositor le realizaron un precioso homenaje en el entreacto —este incluyó el saludo de Michael Gordon, hijo del inolvidable escritor estadounidense, que se encontraba entre el público—. Esto, y la suma de todos los implicados, conmovidos y entre un mar de aplausos, fueron la guinda del pastel en una noche oscura en lo meteorológico pero luminosa en lo artístico. Luz que permanece viva al regresar al hogar, pues al igual que Los Miserables posee su I Dreamed I Dream, y Jesucristo Superstar su I Don’t Know How To Love Him, el faro de El Médico —la maravillosa Escrito en las estrellas— es capaz de enamorarnos más allá de los sueños.


Qué hacer en verano en Sevilla y provincia Empleo en Sevilla Más seguros Edictos