jueves, 06 mayo 2021
14:31
, última actualización

Un tercio de los maestros del Plan de Calidad no ganó los incentivos íntegros

Las últimas 287 escuelas inscritas en el plan antes de su extinción están pendientes de evaluar

29 may 2016 / 23:31 h - Actualizado: 31 may 2016 / 10:03 h.
"Educación"
  • Una profesora atiende a sus alumnos durante una clase de Educación Primaria. / El Correo
    Una profesora atiende a sus alumnos durante una clase de Educación Primaria. / El Correo

TAGS:

Un tercio de los profesores andaluces que culminaron el Plan de Calidad (32,36 por ciento) no llegó a percibir el 100 por 100 de los incentivos económicos que prometía el programa. La Consejería de Educación ofrecía hasta 7.000 euros por docente a los que lograsen mejorar el rendimiento de su alumnado tras los cuatro años que duraba el plan. Es la primera vez que se publica un balance de resultados del controvertido Programa de Calidad y Mejora de los Rendimientos Escolares, datos hasta ahora protegidos por la Consejería de Educación.

Según este balance, el 67,64 por ciento del profesorado participante en el programa percibió los incentivos al completo (es decir, cumplieron con todos los objetivos que se habían marcado), y un tercio se dejó parte de esas primas en el camino. La norma sostiene que los docentes participantes, una vez culminado el plan, podían consolidar hasta el 65 por ciento del último incentivo (3.600 euros) en sus salarios, de modo que aunque el programa haya expirado, miles de docentes conservan esos pluses en sus nóminas.

El Plan de Calidad fue un proyecto de innovación educativa que nació en febrero de 2008, y en el que la Junta volcó todas sus expectativas de mejorar el nivel del sistema escolar andaluz a través de un polémico sistema de primas económicas a los maestros más implicados. Era un proyecto de Educación que por primera vez regulaba pluses de productividad de hasta 7.000 euros en cuatro años para los docentes que lograsen mejorar la calificación de sus estudiantes. La primera convocatoria fue en el curso 2007/2008, pero las duras críticas de algunos sindicatos –acusando a la Junta de «comprar aprobados»– y la falta de disponibilidad presupuestaria provocada por la crisis empujaron a la Junta a desmontar su proyecto estrella a los cuatro años de nacer. En 2012, la Consejería de Educación fulminó el Plan de Calidad, pero lo hizo a las pocas semanas de haber aprobado la última convocatoria, en la que se inscribieron 287 nuevos centros escolares que, a día de hoy, aún lo están desarrollando (su vigencia es hasta octubre de este año, y la evaluación final de los profesores participantes se hará el próximo septiembre). Según Educación, «no existe en la actualidad ningún retraso de los abonos a docentes ni deudas pendientes por este concepto». «El profesorado inscrito en el Plan de Calidad en las promociones de 2011 y 2012 se encuentra actualmente en fase de valoración de su trabajo durante el tercer y cuarto curso del programa, respectivamente, y por tanto el proceso de cálculo de los incentivos individuales que les corresponden a ese periodo se abonarán según el calendario previsto».

Durante el tiempo que estuvo en vigor, los datos de centros y profesores participantes han sufrido variaciones según las convocatorias realizadas: 178 colegios inscritos en 2009; 127 centros en 2010 y, de repente, debido a una modificación sustancial de la normativa que regulaba el programa, 1.387 escuelas se registraron en 2011. El último balance de la consejería sobre el Plan de Calidad desde su puesta en marcha habla de una «cifra media» de participación del 75,5 por ciento entre el profesorado de Infantil y Primaria y del 40,4 por ciento entre los de Secundaria. Los institutos fueron los más combativos con el plan. El número de centros y profesores ha variado sustancialmente de una convocatoria a otra, influido en parte por la fuerte contestación que recibía entre el colectivo. Así, destaca cómo el número de profesores inscritos en 2011 fue de 35.258, mientras que en la última convocatoria, de 2012, fue de 7.591 docentes. El departamento de Adelaida de la Calle rehuyó valorar estas estadísticas.


Edictos en El Correo de Andalucía