jueves, 27 enero 2022
08:21
, última actualización
Teatro

La sombra de las Princesas es alargada

La Estampida representa en el Teatro Lope de Vega ‘Lo nunca visto’, una obra que sigue la estela de su reputada obra anterior, ‘Princesas del pacífico’

31 oct 2021 / 12:37 h - Actualizado: 31 oct 2021 / 13:43 h.
"Teatro"
  • La sombra de las Princesas es alargada

TAGS:

Aunque los sevillanos no hemos podido verla hasta ahora, `Lo nunca visto’ se estrenó en 2018, tras el éxito de la anterior obra de La Estampida, ‘Princesas del Pacífico’, que de alguna manera definió el lenguaje teatral de su artífice, José Troncoso, que se repite en esta nueva propuesta.

Personajes grotescos y miserables, estética de lo cutre, reiteración de las frases, elipsis, nostalgia, frustración, tragedia y un tratamiento del humor que conecta con la “guasa” con la que los gaditanos afrontan los avatares de la vida. Son algunas de las características que definen este lenguaje, que remite a La Zaranda en cuanto a su temática con tintes existencialistas y el tratamiento del humor para enfatizar el drama, pero se diferencia en la estética, decantandose por una forma teatral más artesanal, en la que los personajes se definen como máscaras carnavalescas, aunque sus historias no tienen nada que ver con el desenfreno del carnaval. Más bien son personajes inmersos en la miseria y el desamparo, que van por la vida a la deriva, y aunque despierten en más de una ocasión la carcajada colectiva, sus historias son tan dramáticas como insalvables.

El argumento gira en torno a la figura de una profesora de baile que nunca llegó a bailar en un escenario porque, de niña, la convencieron de que las proporciones de su cuerpo no eran las adecuadas para el ballet. Aparece en la primera escena con muletas, caminando por el escenario con dificultad hasta que, ya sentada en una silla, nos cuenta que la han deshauciado del local que ha sido durante toda su vida su escuela, y quiere despedirlo con una obra de teatro que cuente, “lo nunca visto”. Para ello convoca a muchas de sus antiguas alumnas, pero a la cita acuden solo dos, una ama de casa que acaba de huir de un esposo maltratador y una drogadicta.

Así, en esta ocasión Troncoso se decanta por un juego de teatro dentro del teatro que lleva a las tres actrices a entrar y salir continuamente del tiempo real al ficticio, aunque es la realidad lo que se impone porque lo único que ellas pueden contar es su propia vida. De su relato, cargado de dramatismo, se sirve Troncoso para ir desgranando una reflexión sobre el paso del tiempo que desemboca en la imposibilidad de cambiar las decisiones que, de alguna manera, definen nuestra vida. De esta manera, aunque los personajes impregnan sus historias de humor, la dramaturgia acaba elevando a primer plano el drama y la desesperanza. Es imposible volver atrás, nos dice la profesora de baile, aunque en la escena final se vislumbra un rayo de esperanza. Todo es posible en el teatro.

La puesta en escena delimita un ritmo irregular, tal vez debido a los continuos cambios de registros temporales y el tratamiento de las elipsis que, aunque perfilan algunos momentos cargados de emoción, no acaban de encajar en la dramaturgia, que por otra parte abusa de los estereotipos. Por fortuna, Troncoso cuenta con Alicia Rodríguez, Belén Ponce de León y Ana Turpin, tres magníficas actrices que bordan sus personajes, derrochando maestría y talento.

La ficha

Obra: Lo nunca visto
Lugar: Teatro Lope de Vega, 30 de octubre
Compañía: La Estampida
Dramaturgia y dirección: José Troncoso
Interpretación: Alicia Rodríguez, Belén Ponce de León y Ana Turpin
Calificación: 3 estrellas


Edictos en El Correo de Andalucía Empleo en Sevilla