Menú

Mucho orgullo y mucho Vitolo (2-3)

Un gol de Mercado en el minuto 92 da la victoria al Sevilla tras remontar el 2-0 al que le llevó su fragilidad defensiva. El canario, enorme

19 nov 2016 / 13:55 h - Actualizado: 20 nov 2016 / 00:02 h.
"Sevilla FC","Crónica Sevilla","N'Zonzi"
  • Mercado, autor del gol de la victoria, disputa un balón con Andone. / Efe
    Mercado, autor del gol de la victoria, disputa un balón con Andone. / Efe

Para matar a este Sevilla de Jorge Sampaoli hay que hacer muchas, muchas cosas. Por ejemplo, que Leo Messi se enfade y firme una de las mejores actuaciones individuales que se recuerdan. O, como sucedió este sábado en Riazor: que sus propios errores, en este caso defensivos y flagrantes para más inri, le pongan contra las cuerdas. Pero sólo fue eso: quedar contra las cuerdas.

El Dépor llegó a disponer de un 2-0, pero no logró frenar el orgullo de un Sevilla que recortó distancias por medio de N’Zonzi, acorraló a su rival con Vitolo –autor del 2-2– en figura y dio la vuelta al partido en el tiempo de prolongación con un tanto de Mercado para volver a pedir sitio en la zona alta de la clasificación.

Toca mejorar y apretar, sobre todo en defensa, pero parece el sino de este equipo: forjarse a base de buenos resultados. Y mientras esto suceda, todo es posible.

Jugar desde el inicio sin Nasri, Vitolo, Rami y Franco Vázquez dejó claras dos cosas: la primera, que Sampaoli no quiso arriesgar alineando a hombres cuyo estado físico pudiera resentirse ante la Juventus; y la segunda, que por algo son titulares. Exceptuando a Rami, se trata de futbolistas que, hoy por hoy, marcan diferencias. Como Ganso, un artista que volvió a poner de manifiesto su calidad, aunque sólo a cuentagotas. Suya fue una de las mejores acciones en Riazor: un pase de espaldas que dejó solo a Sarabia y que éste no supo aprovechar ante la rápida salida de Tyton, a la media hora de partido.

Por entonces, el Sevilla llevaba tiempo a remolque en el marcador. Justo desde el segundo 58, cuando Ryan Babel cabeceó de forma majestuosa un buen centro ante la mirada de Mercado, uno de los tres centrales, junto a Nico Pareja y Carriço, que puso en liza Sampaoli. El Dépor salió más metido y lo aprovechó.

La sacudida despertó al Sevilla. A base de tocar y tocar la pelota se hizo con el control, aunque sólo eso. Escudero (disparo desviado en buena posición), Vietto (balón que no aprovecha por poco) y N’Zonzi (cabezazo desviado ante el portero) firmaron las mejores ocasiones de un equipo que sufrió lo suyo para generarlas.

Todo lo contrario que el Dépor. La fragilidad del Sevilla en Riazor fue digna de ver. Cuando los de Sampaoli rozaban el 1-1, el cuadro gallego asestó otro zarpazo. Una pérdida de balón permitió que llegase a Andone, éste se marchó como si nada de Pareja y Carriço y batió a Sergio Rico (42’).

Por suerte para el Sevilla, uno de sus estandartes tiró del carro. Otra vez. N’Zonzi firmó el 2-1 con un disparo cruzado dentro del área, tras centro de Escudero, dos minutos después del varapalo. La influencia del francés en el juego es enorme. Sólo el tiempo dirá si algún club paga su cláusula de rescisión. Mientras tanto, disfrútenlo: trabajo, inteligencia, calidad... y goles. Espectacular la aportación del espigado futbolista, clave y demostrando siempre implicación.

El 2-1 palió algo los graves errores defensivos y mantuvo al conjunto nervionense en el partido llegados al descanso. Tras el mismo, tocaba mostrar esa cara que el Sevilla suele ofrecer en las segundas partes. Vitolo entró por un desafortunado Carriço y tomó el mando. El canario pidió la pelota y dio un giro de tuerca al encuentro.

Entre él y N’Zonzi lideraron el asedio del Sevilla, con defensa de cuatro tras, más equilibrado y con una posesión abrumadora. Pero el empate se resistía. El Dépor se encerró y la chispa de un futbolista como Ganso en el último pase no terminaba de aparecer mientras Mateu Lahoz pedía protagonismo con decisiones variopintas.

Sampaoli decidió dar entrada a Franco Vázquez (por Ganso) y a Ben Yedder (Sarabia). El Dépor pidió un posible penalti de Mercado sobre Andone al colarse éste entre los centrales tras recibir un buen pase desde su propio campo. No señaló nada el colegiado... y el Sevilla no dejó pasar la oportunidad. Vitolo cazó un balón suelto en el área para empatar el encuentro (87’) y, ya en el tiempo de prolongación, Mercado hizo el definitivo 2-3 tras cazar otro en un saque de esquina (92’). Así es este Sevilla: ganará o perderá, pero lucha con orgullo siempre y en Riazor ganó con justicia.

FICHA TÉCNICA.

2 - RC Deportivo: Tyton; Juanfran (Arribas, min.79), Albentosa, Sidnei, Luisinho; Mosquera; Bruno Gama, Çolak (Borges, min.62), Guilherme; Andone (Marlos Moreno, min.87) y Babel.

3 - Sevilla FC: Sergio Rico; Mariano, Mercado, Nico Pareja, Carriço (Vitolo, min.46), Escudero; Kranevitter; Sarabia (Ben Yedder, min.76), N’Zonzi, Ganso (Franco Vázquez, min.70); y Vietto.

Goles: 1-0, min.1: Babel. 2-0, min.42: Andone. 2-1, min.44: N’Zonzi. 2-2, min.87: Vitolo. 2-3, min.92: Mercado.

Árbitro: Mateu Lahoz, del Colegio Valenciano. Amonestó a Tyton (min.57), Arribas (min.84) y Babel (min.94), del Deportivo, y a Pareja (min.76) y Vietto (min.83), del Sevilla.

Incidencias: Partido de la duodécima jornada de LaLiga Santander disputado en el estadio de Riazor ante 21.277 aficionados. Unos 600 sevillistas en las gradas.


Revista Escaparate Empleo en Sevilla Más seguros Edictos