viernes, 30 octubre 2020
11:40
, última actualización
Desvariando

Iglesias y su fábrica de monárquicos

Image
Manuel Bohórquez @BohorquezCas
20 sep 2020 / 09:57 h - Actualizado: 20 sep 2020 / 10:36 h.
"Desvariando"
  • David Zorrakino - Europa Press
    David Zorrakino - Europa Press

Creo que Pablo Iglesias va a dar pie a que salgan monárquicos en España hasta de debajo de las piedras, por su enfermiza idea de acabar con ella y traer lo que sería la Tercera República, que es, según dice, el deseo de la mayoría de los españoles, sobre todo de los jóvenes. Se lo habrá dicho Tezanos . Trato a diario con muchos jóvenes y ninguno me ha comentado nunca ese deseo del que habla el líder de Unidas Podemos. La Monarquía española es la única elegida mediante un referéndum popular y, con independencia de los trapicheos del Rey Juan Carlos, su labor ha sido positiva, en general, para el país. La Segunda República, en cambio, aunque nos trajera avances sociales y algo de aire fresco, que eso es innegable, supuso un desastre para España y nos trajo lo que nos trajo. Tan negativa fue, que hasta el Partido Socialista Obrero Español quiso derribarla en dos ocasiones. Recordemos lo que dijo Largo Caballero: “La democracia y el socialismo son incompatibles”. A ver qué le toca en la Ley de Memoria Democrática, porque algo debería de tocarle, ahora que vamos a meternos en el túnel del tiempo guiados por Carmen Calvo la de Cabra para ajustarles las cuentas a quienes llevan décadas comiendo malvas. Me parece muy bien que Iglesias quiera acabar con la Monarquía y hacer regresar la República, esperemos que mediante referéndum popular y no con un golpe de Estado al estilo Bolivariano. Lo que no sería lógico es que ahora que está forrado y que vive como Maduro se hiciera monárquico y respetara democráticamente lo que los españoles decidimos hace más de cuarenta años. Que yo recuerde nadie me dijo lo que tenía que votar en el referéndum constitucional de 1978. En el del Proyecto de Ley para la Reforma Política de 1976 no voté porque la izquierda, con la que ya coqueteaba, boicoteó el referéndum. Sí, los mismos que ahora presumen de haber traído, ellos solos, la democracia y la libertad a nuestro país negándoles el pan y la sal a personas de otras ideologías que fueron fundamentales también en el complicado tránsito de la dictadura a la democracia. No soy nada monárquico desde hace años y si hubiera un referéndum para decidir en libertad entre Monarquía y República votaría rotundamente a favor de la República. Pero si la cosa se quiere hacer por bemoles, sin respeto a las normas elementales del estado de derecho y a quienes dieron su vida por la democracia, estaría en contra de quienes promuevan tal chapuza. Total, como ya me han hecho de derechas, simpatizante de Vox y nostálgico de Franco, me lo creeré y diré con arte y a compás: “Aquí mandan mis cojones”.


Consultorio financiero en El Correo de Andalucía Marcaje al Empresario en El Correo de Andalucía Edictos en El Correo de Andalucía
Todos los vídeos de Semana Santa 2016