martes, 28 septiembre 2021
10:10
, última actualización
Local

El Ayuntamiento asegura que no es culpable de las grietas del Salón

El Ayuntamiento de Écija rechaza tener responsabilidad alguna en las grietas producidas por las obras de construcción del aparcamiento de la plaza del Salón. El pleno alega que es la empresa propietaria la que debe dar una respuesta a los vecinos afectados.

el 15 sep 2009 / 19:05 h.

TAGS:

El Ayuntamiento de Écija rechaza tener responsabilidad alguna en las grietas producidas por las obras de construcción del aparcamiento de la plaza del Salón. El pleno alega que es la empresa propietaria, Construcciones Vera, la que debe dar una respuesta a la reclamación de los vecinos afectados.

Con la abstención de PA, PP y los independientes del PSEI -que suman la mayoría de la oposición-, la corporación municipal ha aprobado no admitir las reclamaciones de los vecinos del entorno de la Plaza de España, popularmente conocida como el Salón, que señalaban al Consistorio como responsable de la obra del aparcamiento.

Para rechazar esas reclamaciones, el Gobierno local (PSOE) se escuda en que no existe responsabilidad patrimonial por parte del Ayuntamiento puesto que los daños ocasionados por la construcción del estacionamiento subterráneo no fueron consecuencia de una orden directa del Consistorio, ni han sido provocados por vicios en el proyecto, según informes técnicos.

El grupo andalucista y el del PP, que se abstuvieron, aprovecharon para criticar el proyecto. Ambos afirmaron, además, que a la propuesta para rechazar que el Consistorio tenga la culpa de las grietas le faltaban informes "tanto técnicos como jurídicos", según el portavoz popular, Ricardo Gil-Toresano.

Riesgo. "Nosotros avisamos del riesgo que corrían los edificios del entorno", aseguró Gil-Toresano, que censuró que el cambio de un aparcamiento en toda la extensión de la plaza -como querían PP y PA- a uno en la mitad del Salón -como finalmente autorizó la Junta de Andalucía- provocaría daños a la estructura de los edificios "algunos de ellos de gran valor patrimonial", añadió, en alusión al Mirador de Benamejí, agrietado por las obras y apuntalado desde hace años.

En similares términos, el portavoz municipal del PA, Fernando Reina, calificó la propuesta plenaria de "un error y una más de las cuestiones negativas que ha habido en la plaza mayor desde sus inicios". Reina se retrotrajo a 1999 para recordar el acuerdo plenario que aprobaba un aparcamiento en extensión -sin los necesarios permisos de la Junta- "que luego hubo que partir por la mitad y modificar el proyecto". Ese cambio, acusó el dirigente andalucista, es el que ha provocado "que el hoyo del Salón se haya agrandado y acercado a los edificios y producido el deterioro".

Por su parte, el viceportavoz municipal del PSOE, José Joaquín González, recordó que "no estamos discutiendo si ha habido más o menos daños, sino que queremos dejar claro que las grietas no son responsabilidad del Ayuntamiento sino de la constructora y de su aseguradora", insistió, "porque el Ayuntamiento no ha hecho la obra directamente".

González aseguró que los informes técnicos y jurídicos que echaron de menos andalucistas y populares estaban en la propuesta y recordó los peritajes hechos para valorar los daños "alguno incluso realizado por el Ayuntamiento a petición de los comerciantes afectados", y cómo algunos "han aceptado la oferta económica que les hizo la constructora para reparar los daños en sus viviendas o sus tiendas".

  • 1