viernes, 15 enero 2021
12:37
, última actualización
Local

El éxito de la peatonalización del centro

La Policía Local blindará a partir de mañana el tráfico privado en el Casco Histórico con la puesta en marcha del tradicional plan de tráfico de Navidad. Los agentes montarán dispositivos en ocho entradas al centro desde las 9 a las 22 horas y sólo permitirán el acceso a transporte público, residentes y particulares que se dirijan a los parking públicos.

el 15 sep 2009 / 19:56 h.

La Policía Local blindará a partir de mañana el tráfico privado en el Casco Histórico con la puesta en marcha del tradicional plan de tráfico de Navidad. Los agentes montarán dispositivos en ocho entradas al centro desde las 9 a las 22 horas y sólo permitirán el acceso a transporte público, residentes y particulares que se dirijan a los parking públicos. Un total de 1.500 efectivos, entre ellos un millar de agentes, conforman el dispositivo que procura facilitar las compras navideñas ante el aluvión de sevillanos que se desplaza estos días al eje comercial del casco histórico. La obligación del Ayuntamiento es facilitar la fluidez de los peatones y garantizar la accesibilidad a los comercios. Ambas premisas se cumplen con este plan, que potencia el transporte público con la intención de que los sevillanos se desplacen al centro en bus o taxi, de acuerdo con las recientes políticas de peatonalización. El éxito indiscutible de los carriles bici y la proliferación de este sistema de transporte en la ciudad ha hecho que el consistorio también haya limitado el acceso al centro en bicicleta. Hasta 27 calles peatonales estarán cerradas a los ciclistas, una medida oportuna teniendo en cuenta la masificación de todas las calles peatonales del centro estos días. En definitiva, el ayuntamiento ha tenido que regular el éxito de la bicicleta para hacerlo compatible con la prioridad, que es sin duda del peatón, por lo que se restringirá el paso de vehículos de dos ruedas entre El Duque, La Encarnación y Plaza Nueva. Para facilitar el acceso al centro, el consistorio deberá garantizar un transporte público de calidad y controlar la doble fila en el perímetro del casco y las zonas de sentido único, que serán ampliadas a la Florida y Avenida del Pueblo Saharaui antes de fin de año. Lejos del vaticinio catastrofista de algunos tras la peatonalización de la Avenida, el plan municipal demuestra que el centro sigue más vivo que nunca y que ganar espacios peatonales aporta beneficios.

  • 1