sábado, 11 julio 2020
08:56
, última actualización
Local

Juan Espadas: "Zoido, en estado de coma, sólo vive para los actos sociales"

Espadas pide al alcalde la remodelación "urgente" de un equipo económico "sin iniciativa”, acusa al regidor de seguir el modelo de la "depredadora" Cospedal y dice sentirse respaldado para ser de nuevo el candidato socialista al Consistorio hispalense.

el 17 mar 2013 / 10:58 h.

TAGS:

El socialista Juan Espadas, fotografiado esta semana en el Ayuntamiento de Sevilla. - Estefanía González (Atese) El socialista Juan Espadas, fotografiado esta semana en el Ayuntamiento de Sevilla. - Estefanía González (Atese)

Espadas pide al alcalde la remodelación "urgente" de un equipo económico "sin iniciativa”, acusa al regidor de seguir el modelo de la "depredadora" Cospedal y dice sentirse respaldado para ser de nuevo el candidato socialista al Consistorio hispalense.

Esta entrevista se realiza instantes después de que un matrimonio de origen marroquí haya acudido a la sede del Grupo Municipal Socialista para buscar apoyo. Se ha quedado en la calle tras ser desahuciado. "Por aquí es un goteo diario", relata Juan Espadas... -¿Cómo se le queda el cuerpo al enfrentarse en persona a este tipo de situaciones? -Frío, la verdad. Son situaciones de emergencia social cuyas respuestas jurídicas y políticas han llegado tarde, pero ya no se pueden aplazar más. Corralas y ocupaciones de viviendas son una respuesta social de emergencia ante la falta de respuesta política frente a la realidad. -¿Y cómo es la respuesta del Ayuntamiento? -Muy mala. Parece no sentirse competente en las cuestiones que más necesitan sus ciudadanos: vivienda y empleo. Esa falta de voluntad política del alcalde y del PP me genera frustración. Hacen justo lo contrario de aquello que dijeron que harían cuando los sevillanos los votaron masivamente. Es desidia; es escudarse en decir no tengo competencias y otros sí son los responsables, siempre la Junta de Andalucía; es incapacidad de gestión, y es ausencia de iniciativa propia. -¿Qué queda del efecto Zoido? -Frustración. -Entonces presupone usted que, si hoy se celebraran elecciones, el PSOE ganaría en Sevilla... -No sé si aún ganaríamos en votos, pero sí que el PP perdería. -¿Y Espadas se ve otra vez como candidato? -Cada día trabajo para ello. -Cuando Susana Díaz, secretaria general del PSOE provincial, dice estar segura del candidato Juan Espadas, ¿se lo toma como respaldo, como advertencia, como amenaza? -Como un respaldo, por supuesto. -¿Y cómo recuperar la confianza de los sevillanos en los socialistas? -Trabajando en lo más urgente: en el empleo y en sus problemas en los barrios. -El votante también quiere partidos cohesionados. Tras el numerito de Ponferrada y la, llamémosle, deserción de los socialistas catalanes, ¿el PSOE lo está? -Viendo la situación en otros puntos del territorio, yo me siento orgulloso de militar en el PSOE de Sevilla, donde tenemos una cohesión y una ilusión por el trabajo diario con los sevillanos que podrían y deberían ser un referente a nivel de todo el partido nacional. -¿Qué puede aportar el PSOE de Sevilla al PSOE nacional? -Una metodología de trabajo y una organización fuerte, con muchas personas movilizadas en todos los distritos de la ciudad y con objetivos y responsabilidades muy claros desde el punto de vista ciudadano. Estamos creando quizás el equipo más potente que nunca ha tenido el PSOE de Sevilla. -Cuando ha comentado que el PP no ganaría la Alcaldía, ¿supondría recuperar el pacto con IU? -Faltan dos años. Cualquier encuesta ahora tan sólo orienta el grado de satisfacción sobre todo respecto a quien gobierna, si resuelve o no sus problemas. Con los datos que tenemos, el nivel de frustración y de decepción con el gobierno municipal es enormemente amplio. Si no reaccionan ni Zoido ni el PP, se invertirá la correlación de fuerzas de PSOE y PP hasta el punto de que el Partido Socialista sea, con diferencia, la fuerza más votada y, en función del respaldo, pueda gobernar en solitario o necesitar de pactos con otras fuerzas políticas. -¿Espadas es más técnico que político o más político que técnico? -Soy un político con conocimiento técnico. -Cuando las encuestas dicen que los políticos están entre los principales problemas del país, ¿usted qué replica? -Que hay algunos políticos que han hecho de su responsabilidad política un problema para la política y una decepción para los ciudadanos. -Solucionar los problemas de los ciudadanos, bien. Pero al abordar asuntos como el Pacto por Sevilla, que suena rimbombante pero se dirime en reuniones políticas de las que no sale nada, ¿así cree que se recupera la confianza? -En un momento como éste, duro, no cabe hacer una oposición simplemente destructiva con un gobierno por muy mal que lo esté haciendo. La responsabilidad te lleva a tender la mano para que adopte decisiones en la buena dirección. Se necesita una oposición constructiva pero también un gobierno con voluntad de escucharla, y el actual no lo hace... -Eso es la mayoría absoluta... -Y eso es un gran error. El gobierno local está más solo que nunca. Se juntan el hambre con las ganas de comer. Ni hace ni deja hacer. Sin voluntad, sin capacidad de gestión, sin ideas, sin fuerza, sin oídos. Si hablas con los empresarios, tienen claro que el equipo económico del Ayuntamiento no sólo no tiene ninguna idea relevante para nuestra economía sino que, además, entiende que tenerla no es su papel. Nosotros sí tenemos propuestas. Nos las rechazan sin que planteen alternativas. Ni nos escuchan. Por ello, no cabe poner en un mismo plano a gobierno y oposición cuando no se ponen de acuerdo, por ejemplo en el pacto mencionado. Eso no sería ni mínimamente justo. La responsabilidad de que aquí no haya pactos tiene un primer y único responsable: quien tiene la mayoría absoluta. Se dirige a la oposición para que actuemos de mediadores ante la administración que, a su juicio, es la causante de todos sus males: la Junta de Andalucía. -¿Zoido es alcalde de Sevilla y/o presidente del PP de Andalucía? -Lleva siendo el presidente del PP de Andalucía desde julio del año pasado y se nota mucho en la ciudad. Está perjudicando mucho a los intereses de la ciudad el que prefiera ser líder de la oposición a alcalde. -Y en los dos años que restan, ¿oposición constructiva o de denuncia? -Nuestras propuestas estarán siempre por responsabilidad. ¡Pero si llevo semanas esperando a que el alcalde diga si tendrá o no un Plan de Empleo propio para Sevilla! Lo que no tendrá Zoido será una oposición complaciente. Y el nivel de dureza irá a más porque cada vez la brecha entre lo que se prometió y lo que se hace es mayor. -En materia económica y de empleo, en su opinión, cero... -Yo pido a Zoido que remodele urgentemente su gobierno municipal. El equipo que lleva la economía y el empleo hay que relevarlo de inmediato, ya. El alcalde y el delegado de Fiestas Mayores [Gregorio Serrano] están dedicados exclusivamente a la vida social. Lo vemos todos los días... Estamos casi en el ecuador del mandato y hace falta remodelar un gobierno que vive en estado de coma, que no tiene ni una sola iniciativa relevante para la recuperación de la economía y del empleo. Es de traca que la única iniciativa de empleo la vincule a vender el edificio de la Gavidia. Su amenaza: si la Junta no nos deja, no hay Plan de Empleo. Lo dice el delegado de Urbanismo. Entonces, ¿para qué un delegado de Empleo y Economía? -¿No era el alcalde del empleo? -Los ciudadanos quieren saber dónde está el alcalde del empleo al que votaron. Porque ahora dice que no es competente en materia de empleo... -Ese alcalde está en un documento que habla de generar nada más y nada menos que 46.000 empleos en la ciudad, ¿no? -De los que él parece que no pone ninguno. Es el alcalde del empleo que generan otros. Casi dos años sin Plan de Empleo. Esta derecha de Sevilla es mucha derecha y ni a este alcalde ni a su equipo de gobierno se les mueve el alma con 91.000 parados. ¡Pues claro que tengo que pedir un relevo en ese equipo! Y no lo digo sólo yo, también, a poco que hables con ellos, los empresarios del comercio, del turismo... El alcalde y el delegado de Fiestas Mayores, que ni de Economía ni de Empleo, están dedicados a la vida social, y esta ciudad, como usted bien sabe, tiene mucha vida social, y puede llenar una y siete agendas. -¿Los empresarios vivían mejor con IU que ahora con el PP? -Los empresarios con quien estarían bien sería con el PSOE, porque estarían trabajando al lado. Si algo demostró el anterior gobierno socialista, era que tenía iniciativa. -Y dinero, hoy no. -Iniciativa propia, modelo de ciudad y presupuesto, por este orden. Este gobierno municipal tiene presupuesto, pero se ha colocado a sí mismo un corsé llamado plan de ajuste para que cualquier superávit en sus ingresos se destine a pagar anticipadamente la deuda antes que a invertir en la ciudad. Otros alcaldes del PP han sido más listos. El modelo de Zoido es Cospedal, la mayor depredadora de derechos sociales y del Estado del Bienestar de la historia de España. Zoido, además, es el máximo defensor de la ley de régimen local de Montoro, que rechazan muchos alcaldes del PP al dejar a los ayuntamientos sin autonomía ni capacidad de gestión para resolver los problemas ciudadanos. Prefiere que le quiten competencias, un ayuntamiento con mínima capacidad y dedicarse a la agenda de vida social que tan buen resultado le dio. -¿No puso alfombra roja a los empresarios? ¿Ahora qué color tiene? -Alfombra roja, imán de inversiones... Los lemas del alcalde no convencen ya a nadie. La historia de la iniciativa política de Zoido se queda en un bluf. ¿Cuántas empresas han venido a invertir? Todos los proyectos claves que plantea son del gobierno anterior. Todos. Se cargaron desde el minuto uno el Plan Estratégico de la Ciudad de Sevilla 2020. No era un plan del PSOE, intervino mucha gente. Se dijo que habría una nueva estrategia económica para atraer inversiones. Lo único que ha dado de sí es el documento de Zona Franca en el Puerto, propuesta que, no siendo negativa, tampoco es la panacea que nos vende Zoido y, por cierto, a ver qué dice Europa sobre los incentivos fiscales... Si miramos al Consorcio de Cádiz, ha sido un imán para operaciones urbanísticas, no para reactivar la industria. -No vienen y se van empresas... -Sí. He echado en falta mayor presión del alcalde y del Gobierno andaluz para o evitar que se fueran o que se fueran de rositas tales empresas. ¿Ha hablado Zoido con Danone? Creo que no. Yo lo haría. -¿Y por qué marca ha cambiado usted los yogures Danone? -Dilema complicado. De momento, por los de marca blanca. -Explíqueme cómo un simple edificio en el Centro, el de la Gavidia, nada del otro mundo, puede aquí condicionar tanto la política y por qué no se puede vender. -El edificio tiene una calificación urbanística enfocada claramente a una inversión pública. A Zoido, que dice estar acuciado por la necesidad de ingresos, pero yo creo que es simplemente porque no tiene modelo de ciudad, le da igual lo que vaya en ese edificio. No plantea alternativas a una gran superficie. Necesitamos un inversor privado, pero no el que ha llamado a su puerta. Debe buscarlo en actividades que justifiquen suficientemente, tal y como exige la ley, un cambio de la calificación. Por ejemplo, un hotel compatible con usos socioculturales. Este gobierno no busca inversores, espera, y si no llegan, ¡qué le voy a hacer yo!, diría el señor Serrano. Cambiar la calificación urbanística sólo para uso comercial y sin compensación alguna en términos socioculturales del barrio no se justifica. Y sin justificación suficiente, ya se perdió la biblioteca del Prado... -Pero hay empleos de por medio... -La opción fácil de equiparar gran superficie con empleo tiene una réplica inmediata en destrucción de empleo en el pequeño comercio. Alguien debe hacer la cuenta. -Los planes de Zoido pasan por agujerear Sevilla para construir aparcamientos. ¿Son necesarios tantos? -Sólo conocemos los aparcamientos de negocio, los rotatorios, no de residentes. ¿Hacen falta algunos rotatorios? Sí. Pero no estamos dispuestos a operaciones de alto riesgo como el parking de la Alameda. Ahí nuestra oposición será frontal pues se carga el modelo de ciudad. -Situación crítica que exige medidas urgentes, pero el PGOU parece una intocable biblia... -Nunca he dicho eso. Es una hoja de ruta donde hay páginas que no se han abierto todavía. No es inalterable, no, pero si el PP tiene otro modelo de ciudad, que sea valiente y lo debata con la ciudadanía, no ir parcheando un PGOU con modificaciones puntuales que van perjudicando la coherencia del todo. -Hasta hace poco tiempo había un montón de manifestaciones a las puertas del Ayuntamiento. Ya no tantas. ¿Zoido pacificador? -Zoido gana tiempo con soluciones a corto plazo. Pero hay un problema de fondo no resuelto: le da alergia negociar y respetar los derechos de los trabajadores.

  • 1