martes, 28 septiembre 2021
09:56
, última actualización
Local

La crisis desborda la demanda de ayudas a Cáritas en Sevilla

Las peticiones de ayuda a Cáritas se han incrementado un 70% de media en todas las parroquias sevillanas. El mapa de la necesidad en la diócesis de Sevilla dibuja picos como el de la parroquia de Santa María Madre de Dios, de San José de la Rinconada.

el 15 sep 2009 / 19:59 h.

TAGS:

Las peticiones de ayuda a Cáritas se han incrementado un 70% de media en todas las parroquias sevillanas. El mapa de la necesidad en la diócesis de Sevilla dibuja picos como el de la parroquia de Santa María Madre de Dios, de San José de la Rinconada, donde las demandas a causa de la crisis económica han subido hasta un 252%.

La crisis económica ha devuelto a nuestros días estampas que se creían enterradas bajo el espeso manto de polvo y destrucción de la posguerra española. "Algunas veces la aglomeración de personas a las puertas de Cáritas ha sido tal que nos han traído a la memoria tiempos pasados que no quisiéramos recordar, pero la realidad está ahí", reflexionaba ayer con amargura el presidente director de Cáritas Diocesana de Sevilla, Felipe Cecilia, a la luz del último y "elocuente" sondeo elaborado por esta organización.

Un muestreo realizado sobre 28 del total de 258 parroquias de la diócesis de Sevilla revela que en lo que va de año, y especialmente desde los meses de verano, las solicitudes de asistencia a Cáritas se han incrementado de media casi un 70% en cada una de las Cáritas parroquiales, llegando incluso a picos de subida de hasta un 252% respecto a 2007, como el detectado en la parroquia de Santa María Madre de Dios, de San José de la Rinconada.

Por zonas (ver gráfico adjunto), destaca el incremento de peticiones recibidas en pueblos de la corona metropolitana, como Alcalá de Guadaíra -con porcentajes, según las parroquias, del 171% y del 117%- o Gines (115%). Igualmente significativos son los porcentajes de subidas en municipios de la Sevilla rural como Utrera (144%) y Écija (133%).

Aunque la situación en la capital es comparativamente mejor, resulta reseñable el incremento de peticiones registrado en el barrio de la Macarena, zona donde se asienta la mayoría de la población inmigrante, con una subida del 81%. En el otro lado de la balanza está la parroquia del Porvenir, única de las 28 encuestadas, que ha registrado en 2008 un descenso (-14%) en cuanto al número de demandas respecto al año pasado.

La población inmigrante y las personas sin hogar son, por este orden, los colectivos que más han disparado sus peticiones de asistencia a Cáritas por efecto de la crisis económica, con incrementos del 38% y del 24%, respectivamente. Llama la atención que sea en la parroquia de San Lorenzo, en pleno casco histórico de la capital, donde se ha registrado el mayor incremento de demandas protagonizadas por personas sin hogar (el aumento es de un 333%). Por su parte, pueblos como Utrera (225%), San José de la Rinconada (117%) y Alcalá de Guadaíra (99%) concentran las mayores subidas de demandas presentadas por personas inmigrantes, una situación que se repite en aquellas zonas de la capital con mayor presencia estructural de población extranjera, como es el entorno de la Macarena y San Jerónimo. Precisamente, la mayor presencia de inmigrantes a las puertas de Cáritas ha dado lugar "sobre todo en los pueblos" a situaciones de violencia racista, como reconocía ayer Felipe Cecilia.

El muestreo elaborado por Cáritas en los dos últimos meses revela además que, ante el agravamiento de la crisis, se han disparado las demandas de corte asistencial. Así por ejemplo, las peticiones de ayuda económica relacionadas con gastos menores y de urgencia se han incrementado un 66% de media en todas las parroquias, principalmente para hacer frente a recibos de agua y electricidad. Pero si hay una partida que sintetiza el incremento en la demanda de apoyo asistencial ésa es la de alimentos, con una subida del 60%, destacando -como se aprecia en el gráfico adjunto- la multiplicación de peticiones en barrios como Heliópolis (153%) y la Macarena (117%).

Tras la de los alimentos, le siguen las demandas dirigidas a la búsqueda de empleo (con un incrementro del 38%) y salud (32%). Son también significativos los incrementos registrados en conceptos de gastos de alquiler (28%) y pago de hipotecas (11%).

A la vista de estos datos, el presidente de Cáritas Diocesana de Sevilla realizó ayer un llamamiento a la sociedad sobre la necesidad de practicar la solidaridad en estos momentos de crisis. "Lo fundamental es sensibilizar en la solidaridad", comentó ayer Felipe Cecilia, quien apuntó que con estos datos "no se pretende amargarle la existencia a nadie".

Pese a todo, el máximo responsable de Cáritas Diocesana se muestra "optimista" y asegura que éste "es tiempo de esperanza". El empeoramiento de la crisi, sin embargo, no ha hecho mella en la generosidad de los sevillanos que "están respondiendo muy bien" manteniendo el nivel de sus donativos.

  • 1