jueves, 14 noviembre 2019
21:07
, última actualización
Barrios

El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena

Los vecinos denuncian «peleas», «sexo» y «trapicheos» en este monumento tras la muerte de un indigente en su interior

Manuel J. Fernández M_J_Fernandez /
14 oct 2019 / 11:58 h - Actualizado: 14 oct 2019 / 17:54 h.
  • El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena
  • El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena

El hallazgo este domingo de una persona sin techo muerta en el interior de la muralla de la Macarena ha hecho saltar de nuevo todas las alarmas vecinales sobre el ‘submundo’ que habita en el interior de este monumento de Sevilla. Los residentes y comerciantes del barrio aseguran que dentro de esta cerca defensiva se producen a diario «peleas, sexo, trapicheos y consumo de droga», además de ser utilizada como lugar de refugio «con colchones y cartones». Consideran que el actual vallado, con cancela y candado, «es insuficiente» y exigen al Ayuntamiento hispalense «un acotamiento de todo el recinto» y «una vigilancia permanente» como corresponde a este Bien Interés Cultural (BIC), que además está catalogado como Patrimonio Histórico de España.

El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena

«En Mérida, por ejemplo, todos los monumentos están debidamente vallados y con una seguridad constante. No entendemos cómo aquí, la muralla de la Macarena, que es un monumento clave de la ciudad, no lo está. Hay que tomar medidas ya», señalan desde la asociación de vecinos y comerciantes de la Macarena, que junto a otras entidades del Casco Antiguo Norte, como San Luis-Pumarejo, San Marcos, El Pelícano y Moravias, vienen alertando desde hace tiempo del estado de abandono que lastra y pone en peligro la conservación de este bien cultural.

Estas entidades lamentan profundamente el fallecimiento de este indigente que, apuntan, se debe «a la dejadez que hay en la calle» donde «no hay una atención sanitaria en la calle» para este numeroso colectivo que se concentra en torno a los centros sociales –han contabilizado hasta seis en un radio de poco más de un kilómetro- que hay en la zona. «Los Umies [por la Unidad Municipal de Emergencias Sociales y Exclusión Social] tienen que estar en la calle, atendiendo a estas personas, y no dentro de los centros sociales. Los vecinos no podemos hacer ni de policías ni de sanitarios», aseveran los residentes afectados de la Macarena que, asimismo, recuerdan al gobierno de Espadas lo aprobado en el pleno municipal de hace ya más de un año. «Aún estamos a la espera de que cumplan con la redistribución de plazas sociales. Que se repartan en otros centros y en otros puntos de la cuidad, como nos prometió el alcalde en una visita al barrio y como quedó aprobado en septiembre de 2018».

El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena

De igual manera, relatan los problemas de incivismo que no sólo afectan a sus calles y portales de pisos, sino que a diario se cuelan también en el interior de la muralla. «Está totalmente abandonada. Se está dejando caer. Solamente vienen y limpian por requerimientos vecinales, cuando lo denunciamos por redes sociales o a través de los medios de comunicación. Es de vergüenza. Grupos de indigentes se saltan la cancela, rompen el candado, se meten por una parte de la barbacana con colchones, cartones, maletas.... Hay continuas peleas, practican sexo y se producen trapicheos y consumo de droga con total impunidad ¿Qué más tiene que pasar?»

Ante esta «indefensión» reclaman al Ayuntamiento de Sevilla que «tome medidas urgentes» para conservar y poner en valor, turísticamente con visitas, la muralla de la Macarena. «Tiene que tener un acotamiento y vigilancia acorde a su categoría de monumento, con una seguridad que evite esta ocupación y asalto. No tiene sentido el uso que se le está dando a la muralla», concluyen indignados.

El ‘submundo’ de la muralla de la Macarena

Convocada este martes una concentración

Por su parte, la Asociación Pro Derechos Humanos de Andalucía (Apdha) ha convocado para este martes, a las 19 horas, una concentración en el arco de la Macarena en memoria del hombre sin hogar de 39 años de edad fallecido por causas no violentas. A tal efecto, la asociación reclama «que se aclaren las circunstancias del fallecimiento y la depuración de responsabilidades en el caso de que las hubiera», exigiendo al Ayuntamiento, «medidas eficaces y urgentes para que nadie tenga que vivir en la calle». «Nos indigna la complacencia de las autoridades políticas cuando la realidad dice que poco se ha avanzado en los últimos años», avisan desde la organización.

Por contra, desde el Ayuntamiento de Sevilla se ha precisado que este hombre había sido «usuario reciente» de los recursos municipales para personas sin hogar, aunque no del centro de acogida de la calle Perafán de Rivera, cercano al lugar donde fue descubierto su cuerpo sin vida. En la última ocasión en la que este hombre habría sido asistido desde los recursos de la citada red municipal, según el Ayuntamiento, él mismo habría dejado la ayuda «aparentemente de forma voluntaria».


Todos los vídeos de Semana Santa 2016